LA CATEDRAL (Grupo 1)

INFORMACIÓN GENERAL

Desde mediados del s.XII a principios del XIII, la catedral gótica se conforma como uno de los elementos más importantes del espacio urbano. Erigida como sede catedralicia (a su cabeza se situaría un obispo) en ella se llevarán a cabo los principales ritos cristianos. Pero, además, estos edificios de factura imponente llegaron a albergar el gobierno municipal antes de crearse el ayuntamiento, e incluso fueron testigos de algunas asambleas y reuniones de gremios.

La verticalidad, la belleza de sus líneas y la luminosidad de su interior, son el producto de un importante cambio en la religiosidad y del surgimiento de la  filosofía neoplatónica. Así se pasa de temer a un Dios castigador (el concebido en el Románico), a crear un espacio donde sentirse más cerca de él. Por ello, dado que la catedral es la morada de Dios, se erige como un reflejo de la “Jerusalén Celeste” descrita por San Juan.

Construir una catedral medieval era una empresa larga y costosa, que implicaba a varias generaciones, por lo que su edificación podía abarcar varios siglos (de ahí que, en ocasiones, se mezclan diferentes estilos). No obstante la rapidez y continuidad de los trabajos no solo dependía de esto, pues resultaba así mismo fundamental la situación económica de la ciudad o la cantidad de donaciones particulares que se obtuvieran (tanto económicas, como en especie).

Numerosas corporaciones de artesanos participaban en la edificación de estos templos, bajo las directrices de un maestro de obras. Estos especializados arquitectos, así como algunas cuadrillas de obreros, se desplazaban de una ciudad a otra, en busca de nuevos proyectos que realizar.

Las ciudades más importantes de toda Europa rivalizaban por tener la catedral más grande y alta, con lo que estos edificios (en pie aún hoy en día) se convirtieron en auténticos emblemas, símbolo del poder de la urbe.

CONSIDERACIONES PREVIAS

  • Como edificación, la catedral gótica destaca por su verticalidad (esto es un predominio de la altura frente a la anchura) y ligereza (los elementos que la componen son esbeltos).
  • Para alcanzar esa verticalidad, es esencial el reparto de los pesos desde el interior al exterior, por medio de los arbotantes, contrafuertes exentos y arcos. En el interior, el elemento que hace posible crear edificios tan altos es la bóveda de crucería.
  • Los arcos van a ser apuntados (existe una gran variedad).
  • El muro deja de ser un elemento sustentante, y pasa a emplearse exclusivamente como cierre del recinto.
  • Para su construcción se emplean sillares de piedra perfectamente labrados, en las ventanas observamos vidrieras de colores muy vivos y las portadas suelen ser de madera.
  • En su fachada se disponen grandes ventanales y vidrieras pues, como hemos señalado, la luz tiene aquí un papel fundamental.
  • Todas las catedrales cumplen una regla común respecto a su orientación: la cabecera se orienta al Este (mirando a Jerusalén). Además, el transcurso del día se concibe como un paso (guiados por la luz), desde los pies a la cabecera del templo.

 

CATEDRALES GÓTICAS RELEVANTES

  • Catedral de Chartres (fíjate en su planta y en su ábside)
  • Catedral de Reims
  • Catedral de Notre Dam (fíjate en su fachada principal y en sus contrafuertes y arbotantes)
  • Catedral de Amiens
  • Catedral de Milán (fíjate en sus agujas)
  • Catedral de León (fíjate en sus vidrieras)
  • Catedral de Burgos (fíjate en su rosetón)
  • Catedral de Toledo

 

ELEMENTOS  A INCLUIR

  1. PLANTA
  • Planta de cruz latina (transepto destacado) o planta basilical
  • Girola
  • 3 naves (aunque pueden tener cinco)
  • Ábside semicircular, rodeado de capillas

 

  1. ALZADO
  • Fachada principal de tres cuerpos (dos torres sobre las puertas de los extremos)
  • Fachadas laterales tripartita (arcadas, triforio y claristorio)
  • Portadas a ambos lados del transepto (más sencillas)
  • Gran rosetón sobre la portada principal
  • Grandes vidrieras enmarcadas en arcos apuntados
  • Cimborrio destacado sobre el crucero
  • Arbotantes y contrafuertes

 

  1. ORNAMENTACIÓN
  • Portadas con tímpano y arquivoltas
  • Pináculos
  • Agujas o chapiteles
  • Tracerías
  • Columnas fasciculadas
  • Capiteles
  • Esculturas (pórtico)
  • Gárgolas
Anuncios