Aspectos a destacar

Como otros aspectos del proyecto que creemos que deben reseñarse están:

Forma parte de una de las líneas de acción del Proyecto Integral de Innovación Educativa que se está desarrollando en nuestro centro, el Colegio San José – Niño Jesús (Reinosa). Esta línea de acción nos pide impulsar el trabajo y los proyecto interdisciplinares teniendo en cuenta los interese de los alumnos. Con esto destacamos que no se trata de una experiencia puntual, sino que está enmarcada en un proyecto global y colegial de implementación de metodologías activas en nuestras aulas.

Movernos en el entorno  de la TACs (Tecnologías del Aprendizaje y el Conocimiento), utilizando las TICs como herramienta formativa, incidiendo en la metodología y en la utilización de la tecnología dentro de las planificaciones educativas. Se trata de aprender CON la tecnología.

La creación de un producto final público, tangible y concreto. Para los alumnos esto  ha supuesto una gran beneficio por tres razones: una gran motivación, convierten los que han aprendido en algo concreto y es una manera de hacer llegar lo que han realizado a toda la Comunidad Educativa y sociedad en general.

La revolución digital y tecnológica se ha incorporado a la vida y ha contribuido a modificarlo todo: las relaciones personales y laborales, la estructura económica, la privacidad, etc… En este caso pensamos que el contacto de nuestros alumnos con la programación y la impresión 3D es muy positivo, ya que les permite conocer algunas herramientas que pueden manejar en un futuro próximo dentro de su entorno laboral.

Sostenibilidad ambiental, el producto utilizado en la impresión 3D es un material llamado PLA, es un polímero biodegradable que tiene su origen en el almidón proveniente de vegetales como la maíz, la remolacha o el trigo.

Enfoque inclusivo del proyecto, ya que en el mismo participaron alumnos que el curso pasado se encontraban en un Programa de Mejora del Aprendizaje y el  Rendimiento (PMAR). Para responder a esta diversidad del alumnado y atender a todas las necesidades del alumnado tuvimos que cambiar y modificar contenidos, plantear diferentes estructuras y estrategias,… Todo esto contribuyó a dar calidad a esta experiencia.

– En el proyecto participó alumnado de Necesidades Educativas Especiales (NEE), concretamente un alumno diagnosticado con TDAH (Trastorno de Atención e Hiperactividad). Consideramos que esta metodología le ha beneficiado mucho, ya que ofrece límites y normas claras, ayudándole a mantener una atención más continuada.

– Este proyecto tiene mucha versatibilidad. Ofrece diferentes posibilidades: incorporar otras materias al mismo, utilizar el producto final en otras etapas educativas, adaptación de la estructura a trabajar distintos temas, ……

Anuncios